EjeaNoticias
Comarca de las Cinco Villas
:: 2018 ::

Despoblación de fin de semana

Sigue la tradición de rellenar casas vacías en los pueblos durante el fin de semana y más  durante el buen tiempo.

La procesión vehicular del festivo  por la tarde en  dirección a la urbe es otro clásico desde hace años. El pueblo se queda casi vacío.

Fantasear es un  placebo para aislarnos de la realidad. Esa dura realidad que se queda entre las casas vacías de  los pueblos y a la que en la mayoría de los casos nunca se volverá.

¿Cuánta energía más hay  que derrochar antes de  quitar la venda de los ojos? 

Mantener la mejor calidad de vida posible de la gente que vive en el mundo rural no es lo mismo que prometer soluciones a la despoblación y  que rayan el insulto a la inteligencia.

Contarán casos excepcionales que confirman la regla y así seguirá el proceso de decadencia natural de nuestros pueblos mientras se alimentan esperanzas vanas que solo conducen al desasosiego de sus moradores. Mientras, durante el resto de la semana, la urbe y sus arribistas  dictan el relato a seguir en un mundo cada vez  con menos pensamiento crítico.