EjeaNoticias
Comarca de las Cinco Villas
:: 2018 ::

El monte es mío!

Un disparo de escopeta sobre un ciudadano que paseaba con su vehículo por el monte es motivo suficiente para preocuparse sobre  cómo se dan los permisos de armas. Podría ser calificado este hecho como un accidente pero todo apunta, nunca mejor dicho y al margen de lo que arroje la investigación oficial, a  que no es la primera vez ocurre este tipo de "aviso-accidentes".

  La caza, bien regulada, es motivo de esparcimiento y genera importantes beneficios  pero  nunca debe superar el umbral de los derechos de cualquier persona a disfrutar del entorno rural. La convivencia entre los ciudadanos no debe administrarse con "accidentes" de escopeta.

  Todavía se está a la esperan de  que las sociedades de cazadores emitan un comunicado lamentando estos sucesos y recomendando prudencia y que no se vuelvan a producir y así de paso  evitar  especulaciones de si es o no la primera vez que ocurre. Tampoco estaría de más que los munícipes, tan dados a debatir asuntos de máxima actualidad mundial, deliberasen sobre  este tipo de percances.

  Las formas son importantes y no por llevar  un arma hay que perderlas porque casi siempre  todo empieza por nimiedades.

 

:: Más noticias ::