EjeaNoticias
Comarca de las Cinco Villas
:: Opinión ::

Si los hombres parieran

Ruiz Gallardón debería ser más sensible.

Debemos ser  inflexibles a la hora de equilibrar las leyes, los derechos y obligaciones de la sociedad en el planeta  y sobre todo su igualdad  para mujeres y hombres; para ello deberemos de acabar bien el trabajo en nuestro entorno más cercano. En España estamos consiguiéndolo a pesar de vivir siempre con la pesadilla de la involución.

Las leyes deberán ser igualmente pensadas, redactadas y defendidas por hombres que por mujeres pero siempre habrá algún matiz excepcional que lejos de ser ley o norma debería ser carga moral a la hora de tomar decisiones.

La ley del aborto (Ley Orgánica 2/2010, de 3 de marzo, de salud sexual y reproductiva y de la interrupción voluntaria del embarazo) podría ser una de ellas; al menos en el apartado de la interrupción del embarazo.

No me cabe duda que para reformarla desde el  Ministerio que dirige Gallardón  han contado con opiniones y asesoramiento de mujeres, más bien  encuadradas en la lata expresión “pro-vida”. Pero Gallardón ha capitaneado  una decisión que  no cuenta ni con el  apoyo de su electorado femenino.

Las formas son importantes en la política y no deja de ser “chocante” que un hombre decida en un asunto tan sensible para la mujer como la opción o la necesidad de abortar. Menos aún cambiar una ley.  La famosa frase “si los hombres parieran” debería  latente a la hora de tomar decisiones tan severas como un aborto por mal formación u otro motivo.

Las posiciones más duras contra esta ley vienen alimentadas por argumentos religiosos y es la  Conferencia Episcopal, que casualmente no pueden parir ni abortar, quien alienta  a sus fieles seguidoras y seguidores al proselitismo. Este sistema reaccionario también tiene otra fuente de alimentación en  bulos o  casos muy concretos venidos preferentemente  allende los mares y que se convierten en auténticas leyendas urbanas.

Ahora es Juan Cotino quien se suma a las clases de ética a las mujeres  desde sus numerosos cargos en una comunidad autónoma que es la ejemplarizante  palestra.

 

 

:: Más noticias ::